Navidades en el mundo

Ya es 10 de Diciembre, quedan oficialmente dos semanas para que empiece la fiesta. Probablemente tengas en mente una cena el 24 en familia, como se ha hecho toda la vida. Si en tu casa existe Papá Noel, además tendréis regalitos… ¿Sois más de Papá Noel o de Reyes Magos? ¿O de los cuatro a la vez?

Pues debes saber que hay otras partes del mundo en las que no contemplan la sopa de picadillo, el jamoncito rico y los langostinos y son más de pollo frito, lentejas o metralletas… ¡Empezamos!

Japón y KFC

Hace más de 40 años, Takeshi Okawara, el primer dueño de un KFC en Japón, se dio cuenta de que en Japón había extranjeros viviendo, y que estos extranjeros añoraban el sabor del típico pavo de Navidad. Como lo más parecido es el pollo, lanzó una campaña de publicidad que les invitaba a acudir a uno de sus restaurantes y pedir uno de sus conocidos cubos de pollo frito. El éxito durante años fue tal que se ha convertido en una tradición bien arraigada. Puedes ver el video y fliparlo aquí.

Suecia y el Pato Donald

En España somos más de Mickey y Minnie Mouse, pero lo cierto es que en el país nórdico adoran al Pato Donald. De hecho, los días 24 de Dciembre a las 3 de la tarde empieza una maratón de dibujos animados compuesta por cortos de Disney de los años treinta, cuarenta y cincuenta llamados Kalle Anka och hans vänner önskar God Ju (El Pato Donald y sus amigos os desean Feliz Navidad). Así llevan desde 1959, es una tradición en toda regla, y cuando no se ha querido que así fuera, el rechazo de la gente ha sido tal que se ha reinstaurado la práctica.

Italia, las lentejas y las ventanas peligrosas

En Nochebuena, no son muchas las diferencias entre nosotros y nuestro país vecino: reunión familiar de rigor con menú potente: caldo de capón con pasta rellena, espaguetis con marisco, verduras y, cómo no, turrón. Les visita Papá Noel, y el 5 de Enero, en vez de los Reyes Magos, les visita la bruaj buena Befana.

Otro cantar es Nochevieja. Sustituyen las uvas por lentejas ya que estas están consideradas símbolos de buena suerte. Pero agárrate: lo que creen que les da más suerte es tirar aquello que no quieran por la ventana para así dejar simbolizar el fin del pasado.

Arizona y las metralletas

No se trata “solo” de posar con tu familia armado hasta los dientes. Hasta los elfos te indican cómo salir favorecido en las fotos en cuestión, cómo coger el arma o cómo apañarte para sostener a tu hijo en un brazo y el arma en el otro.

Taiwan y el amor

Salvo en Hong Kong, donde se celebra al más puro estilo occidental, en China no es día festivo. Lo que sí es un hecho es que en Taiwan se ha convertido en una versión de San Valentín y si no quieres desentonar quedas con tu pareja, cenas en un restaurante romántico a la luz de las velas, intercambiáis regalos y pasais la noche en un hotel. Un poco raro todo, ¿no creéis? Como si no hubiera suficiente con un San Valentín, ¡allí hay dos!

Australia y la Navidad veraniega

Si cuando llega la Navidad eres más de bikini y chanclas más que de árboles con adornos y mucho frío, lo tuyo es Australia (o las Islas Canarias en su defecto). Ten en cuenta que en esa época del año disfrutan de entre 25 y 38ºC, así que ellos prefieres acudir a conciertos navideños que se celebran por toda Australia en parques y estadios de fútbol para luego acudir en masa a parques y playas y disfrutar de marisco, jamón dulce, carne fría y ensaladas (más acordes con las temperaturas).

Reino Unido y el muérdago

Lo sabemos, esto está muy visto en las pelis. El origen es sencillo. El muérdago es un símbolo imprescindible en Navidad ya que hace que los males desaparezcan y trae buena suerte al hogar. Lo ideal es situarse justo debajo y besar a la persona deseada para que vuestros deseos se cumplan. 

Brasil y los fuegos artificiales

En Brasil, el mar es el protagonista de la Navidad. En Copacabana por ejemplo, el cielo se ilumina con los fuegos artificiales y las filhas do santo (unas sacerdotisas africanas) tienen la tradición de encender velas y llenar barcos de flores y regalos que envían al mar con el objetivo de ver cómo el mar se los lleva, lo que tiene un significado positivo y el año nuevo queda bendecido. En Salvador de Bahía se visten de blanco y acuden en masa a la playa para mojar sus pies.

¿Dónde vas a celebrar tus próximas navidades? Como ves, no será por falta de opciones #MuyMuchoMas originales. Ya se sabe, donde fueres haz lo que vieres.